Dos emprendedores dándose la mano mientras se sientan en una sala de juntas. concept: subsidios para pequeñas empresas
Por: omunoz
Leelo en 13 minutos

Subsidios y recursos para pequeñas empresas latinas

1 0
0
Blog_Banner_1

Los subsidios para pequeños negocios son una alternativa de financiamiento para los latinos en los Estados Unidos, quienes en muchos casos no pueden acceder a un préstamo comercial. 

Para ser exactos, se calcula que los latinos dueños de negocios tienen un 22% menos de posibilidades de calificar para un préstamo, en comparación con propietarios de empresas que no pertenecen a esta minoría.

Esto sucede a pesar de que en el país existen más de 4.37 millones de negocios latinos que aportan a la economía nacional unos $700 billones anuales, los cuales podrían multiplicarse si estos emprendedores contarán con los medios de financiación adecuados.

Aunque esta brecha pareciera estarse reduciendo, especialmente durante los últimos años, para los latinos sigue siendo todo un desafío cumplir con las exigencias de los bancos y otros prestamistas. 

Acceder a capital para financiar un pequeño negocio se vuelve cuestión de creatividad. En este sentido, los latinos somos recursivos y aprovechamos cualquier oportunidad, como los subsidios que ofrecen agencias federales o entidades privadas.

En este artículo explicamos qué son los subsidios o subvenciones, hablamos de los requisitos mínimos que debes cumplir para solicitar uno de estos beneficios y, por supuesto, resaltamos varios de estos programas a los que puedes aplicar.

¿Qué es un subsidio y cómo puedo acceder a uno?

Aunque puedes solicitar un préstamo para pequeñas empresas para capitalizar tu empresa, tienes la posibilidad de competir por uno de los diferentes subsidios para pequeños negocios que se ofrecen en el país y conseguir recursos adicionales.

A grandes rasgos, estas subvenciones son incentivos financieros otorgados por agencias federales, fundaciones y organizaciones privadas que quieren ayudar a pequeñas empresas pertenecientes a grupos minoritarios o con problemas económicos.

Con estos recursos también buscan premiar iniciativas que sobresalgan en ciertas áreas y con el potencial de convertirse en negocios exitosos. 

A diferencia de un préstamo, no tienes que reembolsar el dinero de una subvención. La mala noticia es que es muy difícil calificar para estos subsidios. 

En primer lugar, debes cumplir con requerimientos bastante específicos, además de que tienen reglas sobre la forma en la que puedes invertir el dinero. En segundo lugar, tienes que competir con cientos de emprendedores y dueños como tú, que ven en estos subsidios una oportunidad para que sus negocios crezcan y salgan a flote.

Ante este panorama, existen ciertas cosas que puedes hacer para mejorar tus probabilidades de conseguir uno de estos subsidios para pequeños negocios disponibles para latinos y otras minorías:

  1. Elige cuidadosamente los subsidios para los que quieres participar. Asegúrate de cumplir con todos los requisitos exigidos. Y claro, envía tu solicitud dentro del plazo establecido.
  2. Suministra información completa y veraz. Lo más probable es que una solicitud incompleta o inexacta sea descartada.
  3. Prepara un plan de negocios. Describe qué productos o servicios vendes, cuál es tu mercado objetivo, qué te diferencia de tu competencia, etc. Señala también cómo piensas invertir los fondos del subsidio (tomando en cuenta si existen reglas para cómo puedes usar el dinero).
  4. Busca asesoría profesional. Si tienes dudas, pídele orientación a alguien que haya competido por un subsidio o alguien que sea un erudito en el tema. También puedes buscar un experto que te ayude a elaborar tu plan de negocios, a organizar y verificar la información, o a preparar los documentos que puedas necesitar durante el proceso.

5 programas de subsidios para los que puedes aplicar

Existen varios programas de subvenciones disponibles, pero hemos seleccionado algunos de los más destacados.

En esta lista encontrarás iniciativas públicas y privadas dirigidas a financiar toda clase de negocios en diferentes sectores de la economía (algunos de ellos enfocados en ayudar a empresas de propiedad de minorías, incluyendo, obviamente, a la comunidad latina).

1. Subsidios del USDA para negocios rurales

El Departamento de Agricultura de los Estados Unidos (USDA, por sus siglas en inglés) ofrece subsidios a los dueños de pequeños negocios que viven en zonas rurales. 

Los fondos se pueden usar para empezar o expandir una pequeña empresa. Para acceder a esta financiación, tu negocio debe tener menos de 50 empleados, generar ingresos anuales de menos de $1 millón, y estar localizado en un área rural elegible. 

Estas subvenciones, de entre $10,000 y $500,000, pueden invertirse también en capacitación, asistencia técnica y adquisición de tierras. 

Acércate a la oficina del USDA más cercana para obtener información sobre el proceso de solicitud y para averiguar sobre programas de subsidios ofrecidos por la agencia y a los cuales podrías calificar.

2. Asociación Nacional de Empleados Independientes

Esta asociación, conocida como NASE por su sigla en inglés, ofrece subvenciones de hasta $4,000. Su Programa de Subsidios para el Crecimiento permite a los dueños de pequeños negocios solicitar fondos para financiar sus necesidades específicas. 

Algunos de sus beneficiarios, según la asociación, han invertido el dinero en computadores, equipos para la agricultura, en contratación de empleados o en marketing. Desde el 2006, NASE ha entregado casi $1,000,000 en subvenciones.

Para poder solicitar uno de estos subsidios para pequeños negocios debes ser miembro de la asociación, explicar en detalle cómo usarás el dinero y proporcionar algunos documentos. Sin embargo, para conseguir una membresía de NASE debes pagar una tarifa mensual.

3. Subsidios para la Investigación en Innovación y la Transferencia de Tecnología en los pequeños negocios

No es uno, sino dos programas ofrecidos por varias agencias federales, como el Departamento de Defensa, el Departamento de Educación, el Departamento de Energía y la NASA.

En inglés son conocidos como SBIR y STTR, y se enfocan en financiar emprendimientos relacionados con ciencia y tecnología. Estas iniciativas permiten que pequeños negocios compitan por fondos para investigar, probar, crear prototipos y comercializar nuevos productos.

En sus diferentes fases, estos programas ofrecen financiación de entre $150,000 y $2.5 millones. Pueden participar pequeños negocios que presenten ideas o proyectos enfocados en las áreas de la ciencia y la tecnología.

No obstante, las condiciones son muy exigentes, pues demandan la participación del negocio en tareas de investigación y desarrollo, al igual que estar asociado con una institución de investigación.

4. Subsidios de FedEx para pequeños negocios

Cada año, FedEx realiza un concurso en el que diez pequeñas empresas pueden ganar un subsidio, además de otros premios y beneficios, como la asesoría de expertos de la compañía.

Pueden participar negocios con fines de lucro, con menos de 99 empleados y que hayan estado en operación durante al menos seis meses al momento de iniciar el concurso.

El objetivo del programa, como afirma la empresa, es compartir su experiencia y recursos con pequeños negocios para ayudarlos a crecer y prosperar.

El monto de los subsidios para pequeños negocios varía cada año. En el 2019, la compañía entregó fondos por $50,000 para el primer puesto, $30,000 para el segundo puesto, y $15,000 para los ocho ganadores restantes, sin contar los premios adicionales.

Para participar debes ingresar al sitio web del concurso, una vez que comience debes escribir una reseña, subir a la página fotografías y el logo del negocio, y crear un video corto sobre tu empresa. 

El concurso permite que las personas voten por los candidatos, pero son los jueces quienes toman la decisión final.

Desde el 2013, más de $778,000 en subsidios han sido entregados. El próximo concurso empezará a comienzos del 2020.

5. Subsidio Amber

La Fundación Amber y WomensNet empezaron a entregar esta subvención en 1998 a mujeres dueñas de pequeños negocios. Cada mes, una ganadora recibe un subsidio de $2,000, y al final del año las 12 ganadoras compiten por una subvención de $25,000.

Para participar, debes llenar un breve formulario con tus datos personales, contarles a los organizadores sobre tu negocio y describir cómo invertirías el dinero si fueras una de las ganadoras. 

Adicionalmente, debes pagar una cuota de $15, que se invierten en gastos administrativos, y que se usa como fondos para financiar el programa.

Otros recursos para pequeños negocios propiedad de latinos

Además de subsidios para pequeños negocios, existen otro tipo de recursos a los que puedes acudir para expandir tu negocio. 

Sitios web especializados en subsidios, agencias federales, cámaras de comercio y otras organizaciones ofrecen asesoría financiera y legal, orientación para acceder a préstamos y subvenciones, listados con una gran cantidad de subsidios, y otras oportunidades de negocios. Todo esto con el fin de lograr que pequeñas empresas de propiedad de grupos minoritarios salgan adelante. 

Estos son algunos de esos recursos:

Este sitio web contiene un listado de subsidios concedidos por 26 agencias federales de los Estados Unidos. 

En total, puedes encontrar alrededor de 1,000 programas de subvenciones disponibles para pequeños negocios, así como información sobre cómo acceder a estas oportunidades.  

Para solicitar ayuda federal, necesitas registrarte en el sitio web de Dun & Bradstreet y obtener un número DUNS, y en el sitio web del Sistema de Gestión Administrativa (SAM, por su sigla en inglés), para poder hacer negocios con el gobierno americano. Asimismo, deberás crear una cuenta en Grants.gov.

Aunque muchos de estos subsidios para pequeños negocios se adaptan a perfiles muy específicos, buscando a través de esta lista es posible que encuentres alguno que se ajuste a tu negocio.  

La Agencia para Pequeños Negocios de los Estados Unidos (SBA) ofrece asistencia a dueños de pequeñas empresas en desventaja social o con dificultades económicas. Esta ayuda está representada en capacitación, asistencia técnica y orientación sobre subsidios a los cuales podrías calificar.

Para acceder a estos beneficios debes cumplir con ciertas condiciones: tu empresa debe ser reconocida como un pequeño negocio, debes ser ciudadano de los Estados Unidos, y tener al menos 51% de la propiedad del negocio, entre otras. 

Más conocida como la MBDA por su sigla en inglés, esta agencia es parte del Departamento de Comercio, y su propósito es ayudar a dueños de negocios que pertenezcan a minorías a través de sus Centros de Negocios.

En estos centros distribuidos en todo el país es posible encontrar asesoría legal, sobre marketing, y orientación sobre préstamos y subsidios para pequeños negocios pertenecientes a grupos minoritarios.

Las cámaras de comercio locales pueden ayudarte a conseguir préstamos o incluso acceder a subvenciones.

Estas agremiaciones abogan por mejorar las condiciones de los negocios hispanos, pues buscan que se invierta en ellos más capital desde los sectores públicos y privados. También buscan que se dediquen más recursos para la capacitación de la fuerza laboral en el país.  

Puedes empezar a crecer tu negocio hoy mismo

Pese a su contribución a la economía de los Estados Unidos, para los latinos es difícil acceder a financiación para sus pequeños negocios. Aunque los préstamos comerciales son una alternativa para los inmigrantes, los subsidios también son otra forma de conseguir capital.

A pesar de que el proceso para solicitar una subvención es complicado, hay maneras en las que puedes incrementar tus posibilidades de acceder a una. 

En Camino Financial no dejamos a ningún pequeño negocio de lado.

Somos conscientes de las necesidades de financiamiento de los latinos, y les ofrecemos todas las facilidades para que accedan a uno de nuestros préstamos. Nos enfocamos en ayudar a las minorías y en apoyar a la comunidad latina para que siga contribuyendo con sus empresas al fortalecimiento de la economía nacional

¡Solicita un préstamo hoy mismo!

Compruebe si califica
para un préstamo

SABER MÁS