Jordan Schneir
Por: jordan_shneir
Leelo en 12 minutos

¿Qué derechos tienen los consumidores?

2 0
0
Blog_Banner_1

Comprender y respetar los derechos de los consumidores es crucial para cualquier propietario de un negocio.

En última instancia, estos derechos sirven para proteger a los clientes y garantizarles una experiencia justa, segura y de calidad al hacer una compra o contratar un servicio en cualquier negocio.

Conocer y respetar estos derechos es una excelente manera de adquirir nuevos clientes y alentarlos a regresar a tu negocio en el futuro.

Por tanto, ¿qué derechos tienen los consumidores? ¿Qué medidas puedes tomar como dueño de un negocio para asegurarte de que tu empresa los está implementando? ¿Y qué puede pasar si no respetas estos derechos? Veámoslo.

¿Cuáles son los 8 derechos básicos de los consumidores?

Como acabamos de ver, los derechos del consumidor existen para proteger a los clientes y evitar que las empresas abusen de ellos. Los derechos del consumidor garantizan una experiencia justa, equitativa y segura para todos los involucrados.

Por eso, es importante que cualquier propietario de una empresa conozca y estos derechos. Echemos un vistazo a los ocho derechos básicos del consumidor que debes tener en cuenta.

1. El derecho a la seguridad 

Todo consumidor tiene derecho a estar y sentirse seguro. Esto significa que como empresario debes tomar las medidas necesarias para proteger a tus clientes de cualquier material o equipo peligroso, productos defectuosos, o cualquier otra cosa que pueda causar algún daño.

En definitiva, debes asegurarte de mantener todas las herramientas, equipos y materiales peligrosos lejos de tus clientes. Además, si vendes productos que pueden causar daños si no se usan correctamente, es tu responsabilidad explicar de forma efectiva cómo usar estos productos de manera segura.

Para garantizar la seguridad de tus instalaciones y tus productos, es posible que debas invertir en tu negocio. Si ese es tu caso pero en este momento no tienes los fondos que necesitas, un préstamo comercial de Camino Financial puede ser la solución. Muchos de nuestros prestatarios utilizan nuestros préstamos para realizar mejoras en sus instalaciones u oficinas. Una mejora a tiempo puede marcar la diferencia en la calidad y la seguridad que brindas a tus clientes.

2. El derecho a la información 

Este derecho dicta que cada cliente merece ser informado sobre cualquier producto o servicio que ofrezca tu negocio.

Esto incluye información sobre la calidad, instrucciones, pureza, seguridad, fecha de fabricación o cualquier otro dato que el consumidor considere pertinente.

Para cumplir con este derecho, asegúrate de evitar proporcionar información, anuncios o empaques engañosos. Esto ayuda a los clientes a tomar decisiones informadas a la hora de comprar un producto o contratar un servicio.

3. El derecho a la satisfacción de las necesidades básicas 

El siguiente es el derecho de los consumidores a tener acceso a todas las necesidades básicas que necesitan para sobrevivir. Esto, por supuesto, incluye cosas como comida, agua, refugio, energía, ropa, saneamiento, educación y atención médica.

Además, cualquier producto vendido debe ajustarse a los estándares de calidad garantizados por la empresa o el vendedor.

4. El derecho a la reparación 

El derecho a la reparación se refiere al derecho del consumidor a expresar sus quejas con respecto a un producto o servicio.

Las empresas deben estar dispuestas a escuchar la queja del consumidor y proporcionar cualquier compensación por bienes dañados, información engañosa o cualquier otra práctica injusta.

Este derecho ayuda a garantizar que los consumidores puedan acceder a bienes y servicios de alta calidad sin tener que preocuparse de que se aprovechen de ellos.

5. El derecho a elegir 

Los consumidores también tienen derecho a elegir el negocio al que quieren acudir y qué productos comprarán.

Además, los clientes deben tener acceso a una amplia variedad de productos y servicios de alta calidad. Esto no solo ayuda a garantizar su satisfacción, sino que también ayuda a crear un mercado más equilibrado y saludable.

El gobierno se esfuerza por proteger este importante derecho del consumidor por medio de regulaciones oportunas contra prácticas comerciales abusivas.

6. El derecho a un medio ambiente sano

Los consumidores también tienen derecho a desenvolverse en un ambiente seguro y saludable.

Esto significa que las empresas están obligadas a desarrollar políticas y prácticas comerciales que no dañen el medio ambiente y a evitar crear un ambiente peligroso en sus comunidades.

De esta manera se garantiza que los consumidores puedan vivir saludablemente y en un entorno libre de contaminación, además de preservar el medio ambiente para las generaciones futuras.

7. El derecho a la educación 

Uno de los derechos más básicos del consumidor es el estar informados de sus derechos. Al comprender sus propios derechos, pueden tomar decisiones más informadas, disfrutar de una mejor experiencia en cualquier negocio y responsabilizar a las empresas que no cumplan con estos derechos.

Como propietario de un negocio, puedes satisfacer este derecho haciendo un esfuerzo por informar a tus clientes sobre sus propios derechos y asegurándote de que tu negocio los respeta.

8. El derecho a estar representado

Por último, pero no menos importante, está el derecho del consumidor de ser representado. En otras palabras, los consumidores merecen que se escuchen y reconozcan sus necesidades e intereses.

Las empresas pueden mejorar este ámbito teniendo en cuenta las quejas, las necesidades y los comentarios de los clientes al configurar sus prácticas y políticas comerciales.

Además, este punto dicta que los consumidores tienen derecho a ser escuchados y reconocidos en los tribunales si alguna empresa viola alguno de sus derechos como consumidor.

Estos ocho derechos básicos del consumidor que acabamos de ver son extremadamente importantes y sirven para proteger a los consumidores contra cualquier abuso en el mercado.

Tómate un tiempo para comprender estos derechos y asegurarte de que los cumples. Tus clientes estarán más satisfechos y contribuirás a una economía más equilibrada para todos.

Mejorar el Departamento de Atención al Cliente en tu negocio puede ser un primer paso para implementar los derechos de los consumidores en tu propia empresa. Quizá debas contratar a personal nuevo para este departamento o entrenarlos adecuadamente, pero esto puede tener un costo. Descubre instantáneamente cuánto te costaría el préstamo comercial que podría ayudarte a desarrollar o mejorar aquellas áreas de tu negocio que marcan la diferencia para tus clientes.

¿Qué sucede si no respetas los derechos del consumidor?

Por supuesto, también debes entender lo que sucede si no respetas estos ocho derechos básicos del consumidor.

Lee estas preguntas comunes para saberlo:

¿Qué sucede si los productos que proporcionaste no cumplen con las expectativas del cliente?

Si un cliente no está satisfecho con tus productos, puede enviarte una queja y exigir un reembolso completo.

Recuerda que los clientes tienen el derecho a rechazar tus productos en un periodo de 30 días desde el momento de compra.

Después de esos 30 días, los consumidores no tienen derecho legal a un reembolso completo, pero pueden solicitar un reembolso parcial, un reemplazo o una reparación del producto, si corresponde. Seguramente no estás legalmente obligado a hacer nada más (a menos que el consumidor pueda demostrar que el producto era defectuoso en el momento de la compra).

Sin embargo, incluso si no estás obligado a ofrecer una compensación, considera cooperar con el cliente para encontrar una solución a fin de mantener su satisfacción.

¿Qué sucede si un servicio que proporcionaste no cumple con las expectativas del cliente?

Cuando un cliente contrata tus servicios, tiene derecho a que se realicen con diligencia, a un precio razonable y dentro de un período de tiempo justo.

Si tu servicio no cumple con estos criterios, los consumidores pueden solicitarte que rehagas la parte del servicio que no cumplió con las expectativas o que vuelvas a llevar a cabo todo el servicio de forma gratuita.

Alternativamente, si es imposible rehacer el servicio o realizar este servicio dentro de un plazo razonable, los clientes pueden reclamar una reducción en el precio. En este caso, debes efectuar el reembolso dentro de los 14 días posteriores al reclamo.

¿Qué sucede si tu cliente cambia de opinión acerca de los bienes o servicios que proporcionaste?

¿Qué pasa si un cliente simplemente ya no desea los bienes o servicios que ya le has vendido? La respuesta es diferente dependiendo de si se trata de un producto o de un servicio.

Cuando hablamos de productos, los consumidores que cambian de opinión no tienen el derecho automático a un reembolso. Depende de ti decidir si lo ofreces o no. Si el cliente puede proporcionar un comprobante de compra y el producto aún se puede volver a vender, considera  proporcionar el reembolso como un gesto de buena voluntad.

En cuanto a los servicios, los clientes tienen 14 días para cancelar aquellos servicios programados por teléfono, en línea o por correo (con la excepción del transporte de bienes, alojamiento, restauración o servicios de alquiler de vehículos).

Si el cliente contrató el servicio en persona y ya firmó el contrato, no tiene derecho a la cancelación ni a un reembolso completo. 

¿Qué sucede si los productos llegan tarde o nunca llegan?

Si tus clientes te compran productos que les deben ser enviados, es tu responsabilidad asegurar que la entrega se efectúa.

Si la entrega se retrasa, el consumidor puede solicitar que le envíen de nuevo la mercancía, o incluso un reembolso en algunos casos. Esto se aplica a los productos no fueron entregados en una fecha acordada o dentro de un plazo razonable.

Alternativamente, si los productos no se entregan en un periodo de 30 días después de la fecha en que deberían haber sido recibidos, los clientes pueden solicitar un reembolso completo.

Últimas palabras

Los derechos del consumidor existen para garantizar que los clientes puedan disfrutar de una experiencia segura, justa y saludable, sin sufrir ningún tipo de abuso por parte de las empresas.

Independientemente del tipo de negocio que tengas, debes conocer, comprender y respetar los derechos básicos de todo consumidor. Hazlo no solo por razones legales, sino también para mejorar la satisfacción de tus clientes y la reputación de tu negocio.

¿Interesado en aprender más consejos útiles para tu empresa?

En Camino Financial, ofrecemos una serie de herramientas y recursos gratuitos para ayudar a los propietarios de pequeñas empresas a tener éxito. También te proporcionamos la financiación que necesitas para abordar aquellas áreas de tu negocio que pueden necesitar mejoras.

Puedes averiguar instantáneamente si precalificas para un préstamo comercial completando este sencillo formulario. Es rápido, gratuito y no afectará tu puntaje de crédito.

Sigue leyendo:


15 Maneras de aumentar el compromiso de tus clientes

Compruebe si califica
para un préstamo

SABER MÁS