Manos de mujer usando tarjeta de crédito en computadora con calculadora y dinero sobre un escritorio, para ilustrar la idea de Préstamos de capital de trabajo o tarjetas de crédito
Suanny Garcia
Por: sgarcia
Leelo en 14 minutos

Préstamos de capital de trabajo o tarjetas de crédito comerciales: ¿qué es mejor?

0 0
0

Si las palabras “préstamos de capital de trabajo” y “deuda de crédito” te hacen sentir incómodo e inseguro, tranquilo: no eres el único. Para muchos dueños de pequeñas empresas, acumular una deuda es lo último que desean. Sin embargo, el capital de trabajo no deja de ser importante. ¿Qué pasaría si tu empresa experimenta una afluencia de negocios inesperados o, por el contrario, una temporada muy lenta? Los préstamos de capital de trabajo pueden ayudarte a pagar a los empleados y mantener los pagos de la renta sin tener que cerrar tu negocio.

Queremos lograr que te entusiasmes al escuchar las palabras “capital de trabajo”… ¡porque significan infinitas posibilidades! Hay dos tipos de formas de obtener capital de trabajo: solicitando un préstamo de capital de trabajo o solicitando una tarjeta de crédito comercial. Ambos tienen sus beneficios y sus desventajas. Este artículo te ayudará a comprender los pros y los contras de cada una de estas fuentes de capital de trabajo, para que puedas tomar la decisión que mejor se adapte a tu empresa.

 


En primer lugar, ¿qué es el capital de trabajo? La definición técnica de capital de trabajo es la cantidad de activos corrientes de una compañía restados del monto de sus pasivos corrientes. ¿Qué significa esto en términos sencillos? La mejor manera de explicarlo es con un ejemplo. Digamos que Juan dirige una empresa de construcción y espera recibir un pago total de $200,000 de un cliente importante en los próximos 90 días. En ese caso, tendrá $200,000 de activos corrientes en su balance. Mientras tanto, debe a sus trabajadores $50,000 que debe pagar en los próximos 10 días (o sea, tiene unos pasivos actuales de $50,000 en su balance). Aunque Juan ha aumentado significativamente su negocio con este gran cliente, aún necesita desesperadamente $50,000 para pagar a sus trabajadores. De hecho, Juan necesitará hasta $150,000 en efectivo (activos circulantes de $200,000 menos $150,000 en pasivos corrientes) para financiar las nóminas futuras y los costos fijos del negocio hasta que reciba el pago esperado. Si tus activos actuales (por ejemplo, facturas de clientes pendientes) son más altos que tus pasivos actuales (por ejemplo, facturas de proveedores y la nómina), es posible que necesites fondos adicionales. Puedes lograrlo solicitando una tarjeta de crédito o un préstamo de capital de trabajo.

¿Todavía estás confundido? Aprende aquí todo lo que necesitas saber sobre el capital de trabajo.

Comenzaremos con las tarjetas de crédito, detallando sus ventajas e inconvenientes.

 

Tarjetas de crédito comerciales

INCONVENIENTES

Vayamos con las malas noticias primero …

  • Saldo: Se supone que es mejor mantener un saldo bajo en tus tarjetas de crédito. Un saldo alto puede reducir significativamente tu puntaje de crédito, perjudicar tu historial de crédito y tu posibilidad de obtener aprobación para un préstamo en un futuro cercano. Pero esto necesita ser matizado: puedes mantener un balance alto si este dura menos de 30 días. De hecho, esto puede ayudar a construir tu crédito. Tu puntaje de crédito se daña cuando usas más del 30% de tu límite de crédito por más de 30 días.
  • Tarifas: tarifas anuales, cargos por pagos atrasados, cargos por adelantos en efectivo… todas estas tarifas pueden ser peligrosas si no te familiarizas con los términos y condiciones del contrato de crédito.
  • Intereses variables: las tarjetas de crédito comerciales son préstamos no garantizados que tienen una tasa de interés mucho más alta que los préstamos garantizados. Los préstamos garantizados, o asegurados, son aquellos que requieren garantía o aval; dado que el prestamista cuenta con los activos del prestatario como una garantía en caso de que el préstamo no pueda devolverse, muestra una mayor flexibilidad en sus tasas de interés. Los préstamos no garantizados o no asegurados, por el contrario, no requieren una garantía, lo que obliga a los prestamistas a aumentar sus tasas de interés, en un esfuerzo por equilibrar el riesgo. Dependiendo de tu calificación crediticia personal, las tasas de interés de los préstamos comerciales no garantizados pueden oscilar entre 12% y 22%. Si tu tasa de interés es variable, significa que el porcentaje de interés que pagas puede aumentar en cualquier momento.

VENTAJAS

Pero aquí tienes algunos puntos positivos de las tarjetas de crédito comerciales, como puedes leer en el artículo de Camino Usa una tarjeta de crédito comercial para hacer crecer tu negocio.

  • Recompensas: Nada es mejor que obtener una recompensa por gastar dinero. “Las tarjetas de crédito comerciales te recompensan por usarlas, y puedes adaptar estas recompensas a las necesidades de tu negocio. Por ejemplo, si viajas en avión con frecuencia, puedes ganar millas gratis. También puedes obtener mejores habitaciones de hotel y descuentos en el alquiler de un automóvil. Otros beneficios incluyen descuentos en combustible y reembolsos de hasta el 5% en compras realizadas en tiendas autorizadas por el proveedor de la tarjeta”. Además, algunas tarjetas ofrecen devoluciones de efectivo para gastos en cosas como Internet y televisión por cable. Si una tarjeta te ofrece un reembolso del 2% y tú gastas $10.000 al mes en tu negocio, eso significa que recibirás $200 en lugar de los $0 que obtendrías si no usaras tarjeta de crédito.
  • Construye tu historial de crédito: Solicitar una tarjeta de crédito comercial puede darte la oportunidad de corregir, mejorar o crear tu historial de crédito. Al solicitar un préstamo, el historial de crédito es un factor importante, por lo que si no has establecido un historial de crédito y estás considerando solicitar un préstamo, una tarjeta de crédito podría ser la mejor manera de comenzar… lo que nos lleva al próximo punto.
  • Es fácil: Solicitar una tarjeta de crédito comercial a menudo es más fácil que solicitar un préstamo bancario. Y para hacerlo no tienes que recopilar tus extractos de cuenta, declaraciones de impuestos, o presentar un plan de negocios detallado.
  • Bonificación por inscripción: algunas tarjetas ofrecen millas de vuelo (que pueden alcanzar hasta para una ida y vuelta en territorio nacional) o reembolsos cuando gastas una cierta cantidad en los primeros tres meses. Por ejemplo, la tarjeta ejecutiva AA Advantage de American Airlines ofrece 75,000 millas de bonificación después de compras calificadas… ¡eso es suficiente para un viaje de ida y vuelta a Hawaii (en temporada baja)!

Las tarjetas de crédito son una buena solución cuando se usan con prudencia. Es más fácil de lo que piensas: simplemente usa tus tarjetas de crédito como si fueran tarjetas de débito. Esto tendrá un costo de $0 sobre tu tarjeta. Paga automáticamente tu saldo por completo cada mes. Si lo haces así, construirás tu puntaje de crédito, obtendrás puntos de recompensa y nunca pagarás intereses.

 

Préstamos de capital de trabajo

Los préstamos de capital de trabajo se definen como préstamos que se obtienen para financiar las operaciones diarias de una empresa. Los préstamos de capital de trabajo no se utilizan para comprar activos a largo plazo (activos que no están destinados a convertirse en efectivo o a consumirse dentro del primer año en que se pide el préstamo: propiedades, equipo a gran escala, inversiones, etc.) sino que se utilizan para cubrir cosas como salarios y renta, o gastos de crecimiento de la compañía. Las empresas que funcionan sobre todo durante una temporada del año (por ejemplo, una heladería en Chicago) generalmente dependen de préstamos de capital de trabajo para ayudar con los períodos de poca actividad. Las empresas que experimentan un crecimiento acelerado en un corto período de tiempo y no están preparadas financieramente para ello, también pueden considerar solicitar un préstamo de capital de trabajo. A continuación, analizaremos los pros y los contras de los préstamos de capital de trabajo. Por último detallaremos las ventajas de solicitar en línea un préstamo de capital de trabajo de Camino Financial.

INCONVENIENTES

De nuevo, las malas noticias primero:

  • Alto interés: Se te pueden cobrar intereses más altos, especialmente si se trata de un préstamo no garantizado (lo que significa que no tienes que presentar garantía o aval). Esto hará que te sea más difícil realizar los pagos mensuales, y el préstamo te puede salir por un par de miles de dólares más, dependiendo de la cantidad total del préstamo. Pero antes de descartar una oportunidad de préstamo debido a los altos intereses, trata de pensar en términos del rendimiento de la inversión (también llamado ROI por sus siglas en inglés). Si el costo del préstamo genera un ROI positivo, debes considerar el préstamo. Puedes leer aquí más sobre lo que se considera alto y lo que es justo cuando se trata de las tasas de interés de un préstamo.
  • Debes pagar rápidamente: Esto es tanto una ventaja como un inconveniente: tendrás que devolver el dinero más rápidamente que si se tratara de otro tipo de préstamo . Debido a que los préstamos de capital de trabajo están destinados simplemente a darle a tu empresa el impulso que necesita en un momento dado, no tienes la opción de contar con un período de amortización largo. ¡Pero espera! Hay algunas excepciones. Por ejemplo, los microcréditos de Camino Financial, que son mejores en lo que a duración y términos de pago se refiere que cualquier otro préstamo de capital de trabajo: mientras que la mayoría de los préstamos de capital de trabajo requieren que el prestatario pague en menos de 12 meses, y de manera frecuente (diaria o semanalmente), los microcréditos de Camino Financial se pagan mensualmente (como un préstamo comercial regular) y en un periodo de 24 meses.

VENTAJAS

Y estas son las buenas noticias:

  • No tienes que renunciar a tus bienes: A diferencia de algunos préstamos comerciales tradicionales, muchos préstamos de capital de trabajo no requieren que proporciones activos (aval) que puedan responder por ti o servir como garantía si no realizas los pagos: bienes inmuebles, equipo, inventario, etc.  Solicitar un préstamo comercial con Camino Financial no requiere garantías. En otras palabras, ofrecen préstamos comerciales no garantizados o no asegurados.
  • Es fácil ser aprobado: Normalmente, ser aprobado para un préstamo comercial puede ser más difícil que obtener la aprobación para una tarjeta de crédito, porque el monto del préstamo en el primer caso suele ser mucho mayor… pero esto depende del préstamo y el prestamista. Cuando envías tu solicitud de préstamo a través de la aplicación para dispositivos móviles Camino Financial, sabrás al instante si has sido preaprobado. Y podrías recibir tus fondos en un periodo de 4 a 10 días después de enviar tu solicitud.
  • Tienes efectivo en mano: contarás con efectivo para resolver los problemas de flujo de caja de tu negocio. No debes preocuparte de que tu dinero esté en un portal en línea al que es difícil acceder y por el que tienes que pagar una tarifa cada vez que quieras sacar dinero. Esto es sobre todo una ventaja para las empresas que tienen un crecimiento acelerado y necesitan contratar nuevos empleados o comprar nuevos equipos. Además, puedes gastar el dinero como lo desees. Lo más probable es que tu prestamista no imponga demasiadas restricciones sobre el uso del capital.  
  • Puedes pagar tu deuda rápidamente: como con cualquier préstamo, tendrás que pagar con intereses. Pero los préstamos de capital de trabajo están diseñados para ayudarte a pagar rápidamente tu deuda, en cuestión de meses o un año. Por lo tanto, no tendrás que preocuparte por la deuda del capital de trabajo dentro de cinco años, a menos que, por supuesto, ese sea tu plan. Además, ten en cuenta que tu deuda puede durar incluso menos de lo que estableciste al firmar tu contrato de préstamo: lo que tú decidas. Con Camino Financial, puedes pagar la totalidad de tu préstamo en cualquier momento sin multas por pago anticipado.

 

Esperamos que ahora puedas evaluar mejor qué préstamo se ajusta mejor a tu negocio. Si te decides por un préstamo de capital de trabajo por las ventajas aquí presentadas, considera solicitar un préstamo de capital de trabajo de Camino Financial. El préstamo está destinado a ayudar a los pequeños empresarios, o empresas familiares, con cantidades que oscilan entre $5,000 y $400,000. Estas son otras de las características de los préstamos de capital de trabajo de Camino Financial:

  • Precalificación instantánea sin impacto en tu puntaje de crédito
  • Solicitud adaptable a tu dispositivo móvil, con financiación disponible en 4-10 días
  • Puedes pagar en cualquier momento todo tu saldo sin penalizaciones ni cargos adicionales
  • No se requiere aval
  • Muy pocas restricciones en el uso de los fondos
  • Tasas de interés anuales de entre 12.0% a 29.75%
  • Duración del préstamo de entre 24 a 60 meses, con pagos mensuales

Puedes consultar aquí los préstamos comerciales de Camino Financial. O si ya estás listo para hacer crecer tu negocio, simplemente completa tu solicitud de préstamo: es fácil, rápido, y no afectará tu puntaje de crédito.  

¿Calificas para un
préstamo de negocios?