Por: rkapur
Leelo en 8 minutos

Los riesgos de mezclar finanzas personales y empresariales

0 0
0
Blog_Banner_1

Los dueños de empresas pequeñas usualmente siempre están ocupados y tienen poco tiempo libre. Puede ser difícil lograr completar tantas actividades y tareas. Consecuentemente, algunos emprendedores toman atajos para hacer sus vidas más fáciles. Uno de estos atajos es mezclar las finanzas personales y las de negocios.

Si bien esta mezcla puede ahorrarte tiempo a corto plazo, a la larga puede tener consecuencias graves. Mezclar fondos puede complicar las cosas cuando sea momento de presentar la declaración de impuestos, incluso puede tener repercusiones legales.

Todos los dueños de empresas deben entender los riesgos de mezclar las finanzas y por qué se debe evitar.

¿Qué es la mezcla de finanzas?

Ocurre cuando no se diferencian los gastos personales y empresariales. Sucede cuando:

  • Se usa el dinero que se recibe de un cliente para completar los gastos personales.
  • Se usa la misma cuenta de banco para tener los fondos personales y los del negocio.
  • Se hacen transferencias de dinero entre la cuenta de la empresa y la personal sin mantener un registro.
  • Se usa una tarjeta de crédito para los gastos empresariales. También cuando se usa la tarjeta de crédito empresarial para necesidades personales.
  • Se usan los fondos de la empresa para comprar bienes personales.

Cuando un empresario empieza su negocio, puede sentir que es natural tratar los fondos de la compañía y los personales de la misma manera. Esto ocurre incluso más comunmente cuando hay un único dueño. Y es que piensan que por qué habría que diferenciarlos.

Sin embargo, mezclar las finanzas puede tener resultados negativos.

¿Por qué es malo mezclar finanzas?

Es importante poder entender las implicaciones negativas de mezclar finanzas para así saber por qué no hay que hacerlo. Te compartimos algunos de los problemas a los que te puedes enfrentar si mezclas tus finanzas personales y las de tu negocio:

  • Saber el desempeño de tu negocio puede complicarse.

Considera lo que podría pasar si usas la misma cuenta bancaria para tus gastos personales y tus gastos empresariales. ¿Cómo sabrías cuáles gastos se relacionan con qué?

Los empresarios que mezclan su dinero de esta manera no saben si su negocio está teniendo ganancias o pérdidas.

Será un dolor de cabeza tener que revisar, una por una, todas las transacciones para separar las personales de las empresariales. También puede que tengas que pagarle a un contador para que haga esto por ti.

  • Puedes tener problemas con los impuestos.

Los empresarios pueden ahorrar cantidades significativas al deducir gastos empresariales. Sin embargo, si usas la misma cuenta para las transacciones empresariales y personales, tendrás dificultades al mandar tu declaración de impuestos.

Recuerda que necesitas probarle al IRS que los gastos que presentas fueron para propósitos relacionados a tu negocio. Si tus cuentas bancarias no están separadas, ¿cómo lo harás?

  • Mayor escrutinio al momento de una auditoría por parte de la IRS.

Hay una probabilidad muy pequeña de que tu negocio sea auditado por la IRS, ya que solo elige pequeñas empresas aleatoriamente. ¿Pero qué sucedería si la IRS sí te audita y descubre que has mezclado tus cuentas personales y de negocios?

Esto podría traer complicaciones y un escrutinio aún mayor. Es probable que tengas que enfrentar preguntas adicionales sobre tu contabilidad.

  • Sería difícil conseguir un préstamo.

Cuando te acerques a un banco o a una institución financiera para pedir un préstamo para pequeñas empresas, tendrás que entregar cierta información, como tus registros financieros y tus cuentas de banco.

Si mezclaste tus fondos personales y empresariales, ¿cómo sabrá el prestamista cuáles transacciones son referentes a tu negocio para poder hacer una decisión?

  • La posibilidad de enfrentar problemas legales.

Si tu negocio tiene una estructura de empresa de responsabilidad limitada (LLC) o de corporación, y si tienes fondos mezclados, puedes perder la protección de responsabilidad. Los acreedores pueden hacer un reclamo contra tus bienes personales. Pueden decir que tu empresa de responsabilidad limitada no es una entidad legalmente separada.

Cómo evitar mezclar finanzas personales y empresariales

Si estás por abrir tu propio negocio, es recomendable que mantengas separado el dinero de tu empresa y el personal. Sin embargo, si ya tienes una empresa y estas mezclando las finanzas, necesitas corregir este problema. Nunca es demasiado tarde para empezar.

Te compartimos algunos de las acciones que puedes hacer:

  • Abre una cuenta de banco para tu negocio.

Es mejor empezar con una cuenta corriente comercial. Puedes usarla para pagar todos tus gastos, como comprar inventario, pagar la nómina de los empleados, y cualquier tipo de gastos empresariales.

Solo asegúrate de no utilizar esta cuenta para gastos personales.

  • Pide una tarjeta de crédito comercial.

Es una buena idea dejar de usar tu tarjeta de crédito personal para los gastos de tu negocio. Una tarjeta de crédito comercial ayudará a simplificar tu contabilidad y aumentará el crédito de tu negocio.

  • Busca ayuda profesional.

Contratar un contador puede ayudar a que no tengas que preocuparte por estos problemas para que así te concentres en hacer crecer tu negocio. Un contador también puede ayudarte con la gestión del flujo de efectivo y a preparar tu contabilidad anual.

Es momento de tener tus finanzas en orden

Recuerda que los efectos negativos de mezclar finanzas no aparecerán inmediatamente.

Los empresarios nuevos suelen caer en la trampa de pensar que está bien seguir con esta práctica, pero al final del año contable se dan cuenta que fue un error.

Puede tomar varias semanas de esfuerzo el separar las transacciones empresariales de las personales.

Aunque hacerlo pueda parecer más fácil, es mejor asegurarse de no mezclar las finanzas. Si logras mantenerlas separadas, tendrás más tiempo para enfocarte en lo que realmente importa: manejar tu negocio para hacerlo crecer.

Si quieres recibir más consejos que ayudarán a crecer tu negocio, únete a nuestra comunidad y sintoniza semanalmente nuestro Facebook Live Pregúntanos. Allí podrás hacer cualquier pregunta que tengas además de aprender sobre diversos temas que ayudarán a tu empresa.

Compruebe si califica
para un préstamo

SABER MÁS