Abogado de negocios con cliente en oficina. Concepto: contratar a un abogado de negocios o recurror a información gratuita en línea
Adina A.
Por: adinaa
Leelo en 10 minutos

¿Es mejor contratar a un abogado de negocios, o buscar asistencia gratuita?

0 0
0
Blog_Banner_1

Cuando tu empresa necesita asistencia legal, puede ser difícil saber si la información y recursos gratuitos que puedes encontrar en línea serán suficientes, o si realmente necesitas contratar a un abogado.

¿Obtener asistencia gratuita o contratar a un abogado de negocios?

En última instancia, para llegar a una decisión debes saber qué necesidad legal tiene exactamente tu negocio en ese momento, así como las ventajas e inconvenientes de contratar a un abogado de negocios. Para algunos problemas, los recursos en línea o el asesoramiento gratuito de una oficina comercial local pueden ser suficientes, y puede que no sea necesario gastar presupuesto en un abogado. Pero para asuntos más complicados, siempre es una buena idea al menos consultar con un abogado, así como pensar en contratar a uno.

Independientemente de si decides buscar información gratuita o contratar a un abogado de negocios, vale la pena que ahora tomes unos minutos para saber dónde encontrar información legal gratuita o abogados de calidad.

3 Pasos para encontrar la opción de asistencia legal adecuada para tu negocio

1. Determina la necesidad legal específica de tu negocio

Para decidir si tiene sentido para tu empresa contratar a un abogado o buscar opciones gratuitas, debes saber exactamente por qué tu empresa necesita ayuda legal. Lee nuestro artículo ¿Cuándo puedes necesitar a un abogado para tu negocio? para verificar los posibles escenarios en los que tiene sentido obtener asistencia legal y contratar a un abogado de negocios.

Si ya has decidido que tu empresa necesita asistencia legal, es aconsejable considerar qué necesidades específicas afrontas. Así, te será más fácil identificar qué tipo de ayuda legal necesitas. Hay muchos tipos diferentes de áreas en las que una empresa puede necesitar asistencia legal, desde decidir la estructura legal que elegirás para tu empresa, hasta solicitar licencias comerciales y otros documentos legales, registrar una marca comercial o patente, conocer los requisitos de privacidad de tu sitio web, presentar o responder a una demanda, o abordar otros problemas legales serios.

Una vez que tengas una idea de qué tipo de ayuda legal necesitas, debes sopesar las ventajas e inconvenientes de buscar asesoramiento comercial gratuito en lugar de contratar a un abogado comercial para ese asunto en particular.

2. Considera las ventajas e inconvenientes de la información legal gratuita frente a la asistencia pagada

Ventajas de la información legal gratuita

La ventaja más obvia de la información legal gratuita es que no cuesta dinero. Especialmente cuando un negocio está en sus primeras etapas, es importante reducir cualquier posible gasto.

Si no necesitas contratar a un abogado de negocios, acceder a información legal gratuita te servirá para que tu empresa se pueda centrar en los gastos prioritarios, como contratar personal o crear un producto.

La información legal gratuita que puedes encontrar en línea o en otras fuentes seguramente te será suficiente con las necesidades legales iniciales de tu empresa.

LegalZoom, por ejemplo, es un sitio web que puede ayudarte con muchos aspectos de la formación de tu negocio, como solicitar un DBA o formar una LLC, simplificando el proceso desde la comodidad de tu hogar o lugar de trabajo, y sin el costo adicional asociado con la contratación de un abogado de negocios.

Ventajas del asesoramiento legal pagado de un abogado de negocios

También hay muchas ventajas asociadas a contratar a un abogado de negocios para asesorarte legalmente.

Los recursos comerciales gratuitos pueden resultar muy genéricos y quizá no sean suficiente para abordar las necesidades legales particulares y específicas de una empresa. Los documentos legales comerciales que se encuentran en línea están redactados de manera muy general y puede que no sean apropiados para las circunstancias de tu negocio. También puede que no sean apropiados para presentarlos en la corte, llegado el caso.

Si te representa un abogado de negocios, en cambio, tu empresa recibirá el asesoramiento legal que se adapta con precisión a tus necesidades. A diferencia de los formularios e información genérica que puedas encontrar en línea, los abogados sopesan muchos factores complejos al asesorar a sus clientes.

Un abogado de negocios también puede aconsejar a tu empresa sobre las leyes específicas de la industria o el estado donde te encuentres.

Si estás seguro de que un abogado de negocios es tu mejor opción, asegúrate de leer Cómo encontrar un abogado de negocios, incluyendo opciones gratuitas.

3. Considera lo que requieren las circunstancias

Después de identificar las necesidades legales específicas de tu negocio y sopesar las ventajas y desventajas de la asesoría legal gratuita frente a la pagada, es conveniente pensar en las diferentes circunstancias que pueden justificar contratar a un abogado de negocios.

¿En qué circunstancias debes optar por la información legal gratuita?

Algunos dueños de empresas con una estructura comercial simple pueden resolver los aspectos legales de su negocio por su cuenta a través de recursos gratuitos, sin necesitar contratar a un abogado. Muchos de los formularios básicos que se necesitan para iniciar un negocio están disponibles de forma gratuita en Internet. Si la estructura empresarial es bastante estándar, tales recursos y formularios serán suficientes.

Tiene sentido optar por la información legal gratuita si la empresa en cuestión tiene fácil acceso a dicha información. Por ejemplo, en algunas áreas, hay incubadoras de empresas, oficinas de los gobiernos estatales y locales que asisten a las pequeñas empresas, y organizaciones sin fines de lucro que que brindan asistencia a empresas nuevas o en crecimiento. Si puedes acceder a estos recursos y recibir la ayuda adecuada, es muy posible que no necesites además contratar a un abogado.

¿En qué circunstancias debes optar por pagar por un abogado de negocios?

En ocasiones puedes necesitar a un abogado de negocios si surgen problemas legales importantes y complicados en tu empresa. Por ejemplo, si una empresa quiere aumentar el capital de riesgo y vender acciones a inversionistas, o comprar bienes raíces, o está afrontando problemas laborales y relacionados con el cumplimiento de la legislación laboral, o desea crear contratos para contratistas independientes y negociar contratos con clientes, es aconsejable en todas estas situaciones contar con un abogado.

En las primeras fases de tu negocio, un abogado puede ayudarte a descubrir la mejor estructura legal para tu empresa, ya sea una empresa unipersonal, una compañía de responsabilidad limitada (LLC), una sociedad, una corporación C o una corporación S. Después de decidir sobre la formación legal de tu empresa, un abogado también se asegurará de que tu negocio esté configurado correctamente.

Si bien la mayoría de la veces los dueños de negocios con una estructura comercial simple pueden resolver los aspectos legales por su cuenta, contratar a un abogado también puede tener sentido incluso en situaciones legales bastante simples. Como empresario seguro que tienes un horario apretado y debes centrarte en otros asuntos vitales, como cubrir los gastos, asegurar la rentabilidad o superar a la competencia. Al asignarle los procesos legales a un abogado, tú no tienes que preocuparte y puedes enfocarte exclusivamente en tu empresa.

Esto tiene sentido si sobre todo una empresa cuenta con un exceso de fondos. Es normal que entonces una empresa externalice los aspectos legales por medio de un abogado. Son numerosos los formularios y documentos legales que debe completar una empresa, y puede llegar a ser abrumador sin un abogado.

Por último, los dueños de negocios deben considerar trabajar con un abogado de negocios simplemente para prevenir los posibles riesgos futuros. Por ejemplo, un abogado puede señalar posibles problemas legales que pueden abordarse fácilmente antes de que se agraven, ahorrándote a la larga miles de dólares e incontables horas de tiempo para evitar una demanda o para evitar que el negocio caiga en picado.

En definitiva, dependiendo del escenario legal y las circunstancias de tu negocio, puede tener mayor o menor sentido contratar a un abogado. En caso de duda, es mejor al menos consultar con uno, incluso si finalmente decides que contratarlo no es necesario. Lee el artículo ¿Cuándo puedes necesitar a un abogado de negocios? para determinar cuándo es el momento adecuado para recibir asistencia legal por parte de un abogado profesional.

 Si decides que tus circunstancias actuales no requieren la ayuda de un abogado, revisa todos los enlaces provistos en este artículo, ¡y no olvides suscribirte a nuestra newsletter! Cada semana recibirá consejos gratuitos y recursos valiosos que te serán de ayuda en todos los aspectos de tu negocio, desde la administración hasta la contabilidad, pasando por la tecnología, los impuestos y más.

Compruebe si califica
para un préstamo

SABER MÁS