Mujer empresaria en tienda de artcículos de bicicleta, tras mostrador. Concepto: mujeres empresarias.
Cedric Jackson
Por: cjackson
Leelo en 11 minutos

Consejos útiles para mujeres empresarias

0 0
0
Blog_Banner_1

Las mujeres empresarias pisan más fuerte que nunca. El número de empresas propiedad de mujeres ha aumentado un 114 por ciento en los últimos 20 años. Solo en los Estados Unidos, las mujeres empresarias abren casi 850 negocios cada día. El gran aumento en el número de negocios propiedad de mujeres tiene su raíz en los desafíos que deben afrentan las mujeres en el ámbito laboral. La posibilidad de un mejor sueldo y una mayor autonomía lleva a estar mujeres a dejar sus trabajos y abrir sus propias empresas. Así además pueden encontrar un mejor equilibrio entre el trabajo y la vida personal y tener más control sobre sus finanzas.

Echa un vistazo a los números y estadísticas reveladores sobre mujeres empresarias en los Estados Unidos

Tener su propio negocio es una gran causa de orgullo para estas mujeres, que ven así cumplidos su sueños. Sin embargo, ser empresaria conlleva afrontar los retos propios del mercado competitivo en que vivimos. En este artículo te daremos algunos consejos sobre cómo manejar con éxito tu negocio y lograr que prospere.

15 Consejos para mujeres empresarias 

  1. Crea una red de contactos con otras mujeres como tú. Te ayudará rodearte de personas en una situación similar a la tuya, que entienden de dónde vienes y hacia dónde quieres ir. Tener una red de apoyo de empresarias con ideas afines puede aportarte nuevas ideas, nuevas perspectivas, y hacer que valores aún más lo que haces.
  2. Continúa tu educación empresarial. Continuar con tu educación no significa necesariamente volver a la escuela. Afortunadamente, además de la ruta tradicional de la universidad, hay muchos cursos de negocios en línea con los que puedes conseguir una variedad de titulaciones. Muchos de estos cursos están diseñados específicamente para mujeres empresarias, teniendo en cuenta sus experiencias y retos. Muchos también están pensados para poder ajustarse a tu horario.
  3. Encuentra un mentora. Hay muchas mujeres empresarias que ya han tomado el camino que tú estás comenzando. Encontrar una que esté dispuesta a guiarte para manejar tu propia empresa es una de las cosas más sensatas que puedes hacer. Una mentora te puede señalar tus posibles errores basándose en su propia experiencia y darte su opinión. Tu mentora también puede ayudarte a determinar que tipo de financiamiento es el que más te conviene, una decisión muy importante para cualquier empresario.
  4. Obtén el apoyo de organizaciones para mujeres. Existen numerosas organizaciones creadas específicamente para ayudar a las mujeres empresarias. Si no estás segura de por dónde empezar, consulta con la Asociación Nacional de Mujeres Propietarias de Negocios (NAWBO por sus siglas en inglés). Cuentan con numerosos recursos para conectarte con las organizaciones más adecuadas para tu negocio.
  5. Pide la opinión de otras mujeres empresarias. Si bien resulta ideal tener un mentora que dedique su tiempo a enseñarte y guiarte, no hay una empresaria que lo sepa todo. Por eso es importante diversificarse y preguntar a otras empresarias cuál es la clave de su éxito. Quizá pienses que solo necesitas dirigirte a aquellas mujeres con negocios similares al tuyo, o que muchas simplemente no estén dispuestas a ayudarte. Sin embargo, es probable que cualquier propietario de una empresa pueda brindarte consejos, y hasta llegarás a sorprenderte de lo dispuestos que están otros a echarte una mano.
  6. Comparte lo que sabes con los demás. Una gran fuente de satisfacción para toda mujer empresaria es poder compartir su experiencia con los demás. Lo puedes hacer dando charlas, escribiendo artículos o creando un blog, o simplemente poniéndote en contacto con nuevos empresarios en tu área. Además, mostrar lo que sabes es una de las mejores maneras de ganar credibilidad en tu campo.
  7. Trabaja en múltiples campos. Si bien es importante centrarte en tu industria y en tu negocio, asegúrate de desarrollar otras habilidades también. Si por ejemplo te dedicas a la industria del restaurante, es importante que también estés al tanto de todo lo relacionado con préstamos, normativas y otras áreas relacionadas con tu industria, pues esto mejorará tu capacidad de administrar tu negocio. Por ejemplo, es muy probable que necesites financiamiento en algún momento: cuanto mejor conozcas tus opciones, más fácil te será obtener el financiamiento adecuado.
  8. Difunde tu mensaje. Debes asegurarte de darte a conocer tu negocio a la mayor cantidad posible de clientes en potencia. El boca a boca puede ser una poderosa herramienta publicitaria. La mejor manera de hacer que la gente hable sobre tu negocio es ofrecer un producto o servicio de la mayor calidad posible. Mostrar a la gente los proyectos que has completado con éxito, y que tu negocio prospera, es una manera simple pero efectiva de atraerlos. Y a su vez, los clientes que son leales a tu marca son mucho más propensos a a recomendar tus productos o servicios a los demás.
  9. Identifica a tu audiencia. ¿Qué clase de consumidores pueden estar interesados en el producto o servicio que ofreces? ¿Dónde están, a qué se dedican, cuáles son sus otros gustos y preferencias? Tener una imagen clara de tu audiencia te ayudará a diseñar un marketing y una publicidad adecuados y a atender mejor sus necesidades.
  10. Forma una LLC. La incorporación es un paso importante en la vida de toda empresa. Si aún no has formado una LLC o sociedad de responsabilidad limitada, hazlo lo antes posible. Tener una LLC te protegerá de ciertos riesgos asociados a la administración de una empresa, y eliminará la presión financiera innecesaria. Una vez que formes una LLC, es prudente comenzar a buscar opciones de financiamiento para hacer que tu empresa prospere.
  11. Ten seguridad en ti misma. Existen numerosos estereotipos sobre las mujeres empresarias. Ignóralos. Cuando tengas claro lo que necesitas y lo que quieres para tu negocio, ve a por ello. Sé firme y directa cuando tomes decisiones, y asegúrate de informarlas debidamente a todos los involucrados. Tener confianza en una misma no significa ser arrogante o exigir demasiado a los demás. Simplemente significa que sabes lo que sabes y que lo defiendes.
  12. Conviértete en una experta en tu industria. Hay quien puede opinar que debes saberlo todo sobre tu negocio o industria, pero eso es simplemente imposible. En su lugar, piensa así: siempre hay algo más que aprender sobre tu negocio. Sigue esforzándote para obtener más información sobre mejores formas de administrar, contratar, hacer productos y atender a tus clientes.
  13. Define tus metas. Debes especificar tus objetivos. Necesitas una visión clara de dónde quieres llegar y un cronograma para lograrlo. Sin un sólido plan de negocios, no sabrás si estás progresando en la realización de tus metas. Un plan de negocios (o incluso algo tan simple como un diario) te permitirá saber si debes hacer cambios con la finalidad de lograr esos objetivos.
  14. Nunca te limites. Mientras que establecer metas claras es vital, también lo es ser flexible. No sirve de nada aferrarse a un plan o a una estrategia que no está funcionando. En su lugar, averigua qué necesita un ajuste, y hazlo. Todos cometen errores y todos mejoran con la experiencia, de modo que a medida que tu negocio crezca, asegúrate de hacerlo tú también.
  15. Obtén el financiamiento adecuado. Por último, pero no por ello menos importante, asegúrate de contar con el capital de trabajo necesario para administrar tu negocio a diario y con los fondos necesarios para invertir en el crecimiento de tu empresa. Sin el financiamiento adecuado, es imposible que una empresa funcione sin problemas, e incluso que llegue a comenzar. No dejes que la falta de dinero te impida perseguir tus sueños. Encuentra la fuente de financiamiento que mejor se ajuste a tus necesidades y a tus metas.

La importancia de encontrar el financiamiento adecuado

Encontrar el financiamiento adecuado es fundamental para las mujeres empresarias. Desafortunadamente, muchas mujeres empresarias no se sienten cómodas con las instituciones financieras tradicionales, y encuentran numerosos retos a la hora de dar con el financiamiento que más les conviene.

Afortunadamente, existen hoy en día numerosos préstamos dirigidos a las mujeres empresarias. Estos préstamos están diseñados específicamente para ayudar a satisfacer las necesidades únicas de las empresarias y a encaminarlas hacia el logro de sus objetivos. A diferencia de otras opciones de financiamiento, la finalidad de estos préstamos es ayudar a las empresarias a continuar su crecimiento en el mercado. Eso significa que estos préstamos (además de subvenciones y becas) tienen términos y condiciones favorables para que estén a tu alcance y puedas sacarles el máximo provecho.

También hay muchas opciones de financiamiento diseñadas específicamente para las empresas propiedad de minorías. Estos préstamos se ofrecen con una filosofía similar a aquellos pensados para las mujeres empresarias, por lo que sus términos y condiciones permiten que las empresas minoritarias puedan hacer crecer sus negocios y consolidar su posición en el mercado.

Camino Financial apoya a las mujeres emprendedoras

En Camino Financial, nuestro lema es “No cerramos las puertas a ningún negocio”. Somos una compañía financiera dedicada a ayudar a las mujeres y a las minorías con el financiamiento adecuado para hacer crecer sus negocios. Nuestros fundadores, Sean y Kenny Salas, comprenden los retos que deben afrontan los dueños de pequeñas empresas en el complejo mercado actual. De hecho, su propia madre también fue empresaria, y muchos de nuestros miembros son mujeres empresarias que han logrado el éxito.

Nos comprometemos a encontrar la mejor opción de financiamiento para cada mujer empresaria, y tenemos menos requisitos que otros prestamistas. Si solicitas uno de nuestros préstamos, te asignaremos un especialista de préstamos bilingüe que te guiará a través de todo el proceso de financiamiento. Además, te proporcionamos materiales educativos adicionales como seminarios web, y tendrás acceso exclusivo a eventos y descuentos especiales. Pide tu cotización para un préstamo comercial y comprueba por ti misma cómo podemos ayudarte a hacer crecer tu negocio.

Compruebe si califica
para un préstamo

SABER MÁS